Conocer chicos tatuados – 21901

De hecho, no parecen existir muchos estudios sobre la percepción de estos posibles riesgos. El año pasado una encuesta a casi 1. Así que no, no parece preocupar a casi nadie. Y por razones obvias, es imposible hacer ensayos clínicos controlados y aleatorizados. Sin embargo, basta recorrer las bases de datos de estudios científicos para encontrar numerosos casos descritos de distintos tipos de enfermedades sospechosamente asociadas a los tatuajes. Asociadas quiere decir asociadas. Es decir, en general es muy difícil, por no decir imposible, saber si realmente existe una relación de causa y efecto entre el tatuaje y la enfermedad o si es una mera coincidencia. O al menos esto es lo que dice un grupo de investigadores italianos en un nuevo estudio publicado este mes en la revista Science of the Total Environment.

“Mi cuerpo es mi diario y mis tatuajes son mi historia” : Johnny Depp

Encuentra todas las respuestas a estas preguntas en este artículo. Por poder se puede, pero si la persona es identificable, puede ejercer sus derechos sobre la captación, reproducción y difusión de su imagen. También hay casos en los que se pueden sacar fotos sin consentimiento, por ejemplo en el caso de los medios de acceso, cuando responde a un interés noticias.

189190191